Pura vida: itinerarios para recorrer Costa Rica en auto

Costa Rica es un país desbordante de naturaleza. Su lema, “pura vida”, representa fielmente lo que podemos encontrar en sus tierras: volcanes, bosques, playas, ríos, cascadas, y una fauna y flora que no dejan de sorprender al viajero más experimentado.

Debido a las distancias intermedias que separan sus principales atracciones y a un transporte público algo limitado, se trata de un país ideal para recorrer en automóvil. La empresa Budget ofrece alquiler de vehículos en distintos puntos de Costa Rica, incluido el aeropuerto de San José.

Volcán Arenal © Infinite Thoughts

Ahora te vamos a sugerir algunos itinerarios para recorrer Costa Rica en auto.

Pura vida: itinerarios para recorrer Costa Rica en auto

Costa Rica se caracteriza por tener una red de carreteras amplia, pero cuyo estado y señalización no siempre son ideales. Por eso es recomendable contar con un GPS y, debido a que algunas rutas todavía no están pavimentadas y otras se encuentran algo deterioradas, siempre resulta preferible alquilar un vehículo todo terreno.

Partiendo hacia el norte desde San José, la ciudad capital, es posible visitar dos de los principales volcanes de la región: el Poas y el Arenal. El Parque Nacional Poas se encuentra ubicado al noreste de Alajuela, en el llamado Valle Central. Poas es un volcán de más de 2700 metros de altura.  La tierra en este sector es ideal para el cultivo de productos como el café, por lo que es habitual detenerse en el camino para visitar la finca Doka Estate y aprender sobre el cultivo y producción del café costarricense. El volcán Arenal es un cono casi perfecto de 1633 metros de altura y sus erupciones esporádicas brindan uno de los espectáculos naturales más impactantes de Costa Rica. Las zonas donde se encuentran ambos parques albergan fauna de lo más variada. El Parque Nacional Volcán Arenal, por ejemplo, posee cuatro zonas de vida diferenciadas: bosque muy húmedo tropical, bosque pluvial montano, bosque pluvial montano bajo y bosque muy húmedo premontano. Más de 100 especies de reptiles (tortugas, tepezcuinte, danta, venado, jaguar, monos congo, colorado y cara blanca, variedad de serpientes) y un sorprendente número de especies de aves hacen de este parque un verdadero paraíso para los fotógrafos y observadores de aves.

Cráter del Volcán Poás © Mariana Domínguez

También desde la capital, conduciendo hacia el oeste, podemos llegar a Puntarenas, una puerta de entrada ideal para la costa del Pacífico. Como en muchas ciudades costeras de Costa Rica, en Puntarenas se pueden realizar diversas actividades acuáticas como pesca, kayak y surf, además claro de disfrutar de la playa. Además, hay excelentes lugares para realizar trekking y visitar puentes colgantes y cascadas. Puntarenas tiene un agitada vida nocturna en el llamado Paseo de Los Turistas, donde podremos degustar una muy buena oferta gastronómica. Desde allí, se puede hacer un tour embarcado hacia la paradisíaca Isla Tortuga.

Recorriendo la costa hacia el sur es aconsejable detenerse en la pintoresca ciudad de Jacó (con una playa muy animada por las noches y predilecta de los surfistas) para luego llegar a Quepos, ciudad famosa por ser uno de los mejores lugares del mundo para la pesca deportiva y constituir, además, una puerta de entrada económica al Parque Nacional Manuel Antonio, el más visitado del país. Fue Creado en 1972 y abarca una superficie aproximada de 682 hectáreas. Hogar de una increíble variedad de vida silvestre, su combinación de hermosas playas con densas selvas exuberantes, y de animales y especies de aves, y arrecifes de coral lo convierten en un sitio privilegiado e imperdible.

Tucán en Manuel Antonio © Fintan Obrien

Pasando nuevamente por San José, otra alternativa es tomar la carretera hacia la región Caribe del país. La mayoría de la gente utiliza Puerto Limón como escala en la ruta hacia el Parque Nacional Cahuita. Se trata de una ciudad muy influenciada por la cultura afrocaribe, por lo que la mayoría de sus habitantes son descendientes de caribeños y hablan un dialecto propio: el patuá.

Playa de Cahuita © Rosalía Etcheber

El Parque Nacional Cahuita se caracteriza por sus arenas apenas doradas y la abundancia de cocoteros en las playas. Un mar de aguas poco calmas, pero cristalinas, con arrecifes de coral cerca de la orilla, complementan un paisaje deslumbrante. Además podemos encontrar allí una enorme variedad de animales terrestres como mapaches, cangrejos, monos, pájaros, coatíes, ranas y culebras.

Acá podés ver una entrevista espontánea con Chipán, uno de los más experimentados guías del Parque Nacional Cahuita:

Finalmente, otro sitio imperdible en Costa Rica es el Parque Nacional Tortuguero, hacia el noreste del país. Aunque el desove de tortugas marinas se concentra entre julio y octubre (y suele estar fuertemente vigilado por las autoridades del parque), Tortuguero tiene mucho más que ofrecer. Además de la relejada vida de los lugareños, tanto de caminata por el parque como en un tour en lancha por los interminables canales, podremos observar la enorme cantidad de aves, reptiles, monos e insectos que pueblan la zona.

Caimán en Tortuguero © Creative Commons

Se trata de un sitio al que solamente puede accederse en lancha desde el embarcadero de La Pavona, pueblo donde deberemos dejar aparcado nuestro vehículo. Hace unos años el gobierno de Costa Rica propuso a los lugareños la posibilidad de construir una carretera que conectara Tortuguero con el resto del país: rechazaron la propuesta por amplia mayoría. Por eso a Tortuguero no llegan los automóviles.

Por último, es fundamental tener en cuenta que Budget Rent a Car es una opción más que recomendable para no depender de terceros y así poder destinar más tiempo a los lugares que más nos interesen.


(¿Te interesó la nota y quieres recibir más información sobre Costa Rica y otros destinos? Regálanos un “me gusta”. Si piensas que puede ser útil a tus amigos, compártela en Facebook. ¡Muchas gracias!)

Deja un comentario